Tú y sólo tú decides cómo va a ser tu sesión. El límite en tu sensualidad es el que tú quieras poner y nosotros respetamos todas las decisiones. Hay gente más atrevida y gente que lo es menos. En cualquier caso, nosotros escuchamos tus decisiones y las respetamos.

CONTACTA CON NOSOTROS